13 de junio de 2014

VASAU

VASAU, o Valle Sagrado Urubamba, es el nombre del colegio donde llevo ya más de un mes y que hace que cada vez tenga menos tiempo para escribir y subir fotos y contaros qué es lo que hago.
Este mes, está lleno de eventos, y aquí se celebran todos. El día de la madre, el día del ex-alumno, el día del padre, el día Mundial del Medio Ambiente, el día de la batalla del Ollanta y para colmo, hasta ha venido Carlos Noriega, ¡¡astronauta!! para dar una charla a los chicos, algo totalmente sorprendente.
Irami y Dajana vestidas para bailar el día de la madre

 En todo este vaivén de eventos, siempre hay bailes que una clase de cada curso prepara. También hay comida que se regala a los homenajeados, helados que vender o fotos que tirar. El día del ex-alumno hubo más de 1500 personas a lo largo del día.. ¡os podéis imaginar el follón de pollos asados, truchas, papas, choclo (maiz cocido), helados y cosas varias que pasaron!
Pero no todos los días son fiesta y eventos. El día a día comienza temprano. A las seis y cuarto ya estoy arriba, como el resto de adultos de la casa (la dos monjitas que llevan el colegio y el internado y Bernar y Feli, un matrimonio que las ayuda). Hay que calentar el desayuno, poner la mesa para las internas y "apurarlas" para que no lleguen tarde al colegio, del que nos separa una puerta de hojalata.
En el jardín del internado comiendo. En el centro Simeona, la cocinera y su nieto.

Desde las 8 a las 9:30 es mi momento semi libre (si no hay que ayudar a hacer algo, como limpiar una clase con los niños que han llegado tarde o ir al mercado los miércoles a comprar provisiones para el comedor) y a partir de ahí, me toca hacer de pinche para la Señora Simeona, que cocina a diario comida para los que se quedan en el colegio a comer por un sol y medio (unos 30 céntimos de euro), la cena para las internas y el desayuno, que aquí es contundente. El día que más comensales hemos tenido, setenta, nos tocó hacer "hamburguesas". Y claro, aquí se hace todo a mano, porque todo es natural y no se vende casi nada precocinado, aunque en las ciudades grandes como Cuzco parece que ya empieza a verse. Si me quedara aquí un poco más, seguro que me terminarían de sali un par de buenos callos de tanto picar zanahoria :)

Acabamos normalmente con el tiempo justo para servir a las 13:45 y a las 15:00 ya tienen que estar las internas estudiando. Con un descanso a las 17 y una hora para cenar a las 19:30, a las 21:30 van a la cama. Durante todo el tiempo que están estudiando, o intentándolo (porque son de secundaria, plena adolescencia, os podéis imaginar...) estoy para lo que necesiten, así que estoy dando un buen repaso a la física, la historia contemporánea, el lenguaje, la química y lo que se tercie... Además estoy intentando ayudar a los que tienen suspenso del año pasado la química de tercero, a ver si el 5 de julio levantan la nota (aquí se hacen tres exámenes y los dos primeros los tienen bastante mal...) y se quitan el curso pendiente.
Celebración del día mundial del medio ambiente - Ceremonia de gracias a la madre tierra

Celebración del día del medio ambiente

No sé si suena estresante, o relajado, pero sea como fuere, y a pesar de las horas ocupadas y el poco tiempo libre, decía mi abuela que sarna con gusto no pica, y así es. Es muy gratificante cuando alguna de las niñas te anuncia que la han subido un punto o la han puesto un sobresaliente en algo que la has podido ayudar.
Para que veáis que no es todo trabajo, también tengo mi rinconcito para mi. Cosas del destino, he encontrado un curso los viernes por la tarde (que tengo libre porque las niñas se van del internado) de escritura creativa, algo que quería hacer y para lo que nunca tenía tiempo y llevo casi un mes escribiendo cuentos y haciendo ejercicios junto con una argentina y una italiana. Casi clases particulares en un curso totalmente inaudito para un sitio tan pequeño y que dura los dos meses que tengo previsto quedarme aquí (de los cuales el día 5 ya hizo uno).
El astronauta Carlos Noriega en el colegio. A la derecha la madre Mª Luisa. A la izquierda, la madre Regina
Ese es mi día a día, siempre un poco a la carrera, pero a gusto entre la gente con la que trabajo y sobre todo comparto momentos.
Tengo muchas cosas que contaros que he visto o que están pasando, pero en quince minutos viene Simeona a encender la lumbre para cocinar, así que os tengo que dejar.
Os deseo un buen fin de semana a todos y que disfrutéis como que hoy fuera el último día. :)
Feli y yo un día de heladeras

10 comentarios:

  1. Carmen,todo lo que cuentas ya me es familiar,pero tu labor está siendo mas que magnifica,sobre todo agradece lo que estas personas te están enseñando,la solidaridad,la ilusión y al ser feliz con tan poco.. Un abrazo desde Ecuador :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por comentar siempre Helen. La verdad es que está siendo toda una experiencia que tú has vivido de antemano... creo que sabes perfectamente lo que es y por qué engancha......
      un abrazo enorme!!!!

      Eliminar
  2. Madre mía!! Vaya experiencia!!! Lo que leyendo parece un poco estresante la mañana jejeje. Pero ya lo dices tu.. Sarna con gusto no pica.
    La verdad es que todos "esos puntos" "aprobados" y demás no sólo lo van a disfrutar ellas, tu también y encima es algo que te vas a llevar para el resto de tu vida contigo.
    Hola de nuevo y espero poder quedarme otra vez por aquí (ojalá sea definitivo!).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Liok!! estoy muy perdida con el resto de blogs.. no me da tiempo apenas a escribir en el mío pero ojalá puedas quedarte. Un abrazo para ti y para el peque!! :)

      Eliminar
  3. ¡Vaya, vaya, interesantísima la experiencia!. Sigue disfrutandola. Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Interesante y sobre todo intensa....
      un beso!!! :)

      Eliminar
  4. Creo que estas en tu propia salsa, como ya te dije espero poder comentar contigo todas estas experiencias cuando vuelvas. Llevo unas semanas siguiéndote y me gusta lo que veo y como lo disfrutas. Un abrazo fuerte. ENRIQUE

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por el comentario Enrique, y por saber que estás ahí. .Seguro que lo comentamos a la vuelta, pues claro! Ya sabes que aquí ando, por si te animas... lo mismo en agosto estoy por la selva.... Un abrazo!!

      Eliminar
  5. ¡qué fantástico todo! ¡qué envidia!
    Llevo tiempo sin visitarte, ni a ti ni a nadie, por lo que pido disculpas mil veces, y, cuando fisgo un poco, me encuentro con tanto cambio estupendo.
    Espero que estés disfrutando mucho. Un besazo enorme desde la vieja Castilla

    Un millón de felicitaciones desde Cíclope Imagen
    y
    Cíclope a mano

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. hola Mª Jesùs, yo tampoco tengo posiblidad de visitar a nadie, asì que no te preocupes...
      genial tenerte por aquì y un abrazo enorme desde el inmenso Perù... :)

      Eliminar

¡Gracias por tu comentario!